miércoles, 17 de febrero de 2016

'Sky Mile' un impresionante rascacielos para Tokio dentro de una 'ciudad flotante'

Kohn Pedersen Fox
Actualmente en el mundo no se ha visto superar la barrera de una milla de altura en alguna construcción hecha por el hombre, sin embargo la firma de arquitectura neoyorquina Kohn Pedersen Fox está pensando en algo realmente grande. 

Quien posee el récord mundial actual es el Burj Khalifa, un rascacielos de Dubái que mide 829,8 metros de altura. Y el próximo en ostentar ese récord
será la torre Jeddah, en Arabia Saudita (ya en construcción), que se elevará a 1.008 metros de altura cuando esté completada. 

Sin embargo, ninguno de los anteriores serían tan altos como la "Sky Mile Tower", la estructura principal del proyecto conocido como el Next Tokyo 2045

El rascacielos mediría más de 1.600 metros de altura (1 milla). 


Vista del complejo Next Tokyo 2045




_______________________________________________________________  El complejo serviría como un centro para albergar a más de 500.000 personas viviendo cerca a la bahía de Tokio (55.000 en la torre principal) - este sector de baja elevación actualmente se encuentra en riesgo de terremotos, huracanes, inundaciones, y el aumento del nivel del mar. Por esto, barreras hexagonales, cada una que va desde 150 a 1.500 metros de diámetro, rodearían la torre para ayudar a interrumpir la actividad de las olas en el archipiélago.

Los arquitectos han diseñado también un sistema flotante de arrozales y granjas de algas. Las algas podrían convertirse en fuentes de combustible.



Debajo del complejo, un sistema de transporte oculto, explican los arquitectos, se basa en la misma tecnología del Hyperloop de Elon Musk, que transportaría a las personas desde la parte continental a través de la bahía hasta la otra orilla.

Kohn Pedersen Fox ha llevado a cabo varias pruebas para medir la fuerza y la resistencia al viento de la torre, experimentando incluso en diseños de torres existentes para ver cómo se podrían comparar.


Las características del diseño final es un conjunto escalonado por secciones en forma de cadena, enlazadas a cada 60 y 90 pisos. Al romper el edificio en secciones, el equipo de diseño logró esencialmente "ventilar" el centro de la torre, lo que también permite a los fuertes vientos pasar más fácilmente a través de ella.




Cada sección individual del rascacielos posee un circuito propio de elevadores que circulan continuamente, mientras que las rutas más largas conectan cada lobby hasta la entrada. 



Pero viajar más de una milla después de que se ha llegado de trabajar puede ser molesto, afortunadamente el edificio está equipado con carros de transporte expresos que viajan a través de las secciones, similar a un sistema de metro en donde se puede transferir de una estación a otra. 




Según los arquitectos, el plan general se basa en una visión no realizada para la bahía de Tokio que comenzó hace más de 50 años, y que fue propuesta inicialmente por el arquitecto Kenzo Tange en 1960.




Descubre también: 






-DESCUBRE TU MUNDO-

No hay comentarios: